La biblioteca de Clàudia

¡Hola de nuevo! Hoy es lunes festivo en Catalunya, lunes de Pascua, pero aquí tenéis post nuevo y es que ya hace tiempo que tenía pendiente enseñaros la biblioteca de Clàudia y algunos otros rincones con libros en su habitación. En breve quiero dedicar unas semanas a los libros en el blog, puesto que ya estamos en abril y se acerca el día de Sant Jordi en Catalunya o el Día Internacional del Libro en cualquier parte, y de esta forma lo introducimos con nuestra biblioteca. Si en las fotos veis algún libro que os interese ver con más detalle no tenéis más que pedírmelo 😉

A Clàudia le encantan los libros, rara es la noche sin cuento antes de dormir además de pasar otros ratos echándoles un ojo. De momento no lee, claro, pero todo se andará. Intentamos inculcarle desde pequeña el amor por los libros y de ahí que en su nueva habitación de juegos hayamos acondicionado mejor su biblioteca. ¡Aquí la tenéis!

dav

El ángulo y espacio de la habitación no nos permitió hacer mejor foto pero creo que os hacéis una idea ;). Elegimos este formato de mueble porque caben muchos libros en él y nos permite clasificarlos mejor. Los compramos en Leroy Merlin y en Amazon. En Ikea encontráis muebles prácticamente iguales, seguro que los conocéis, pero son más profundos y se nos comían más espacio. Estos son menos profundos y para los libros nos resultaban suficientes. Ya sé que hay rincones de lectura preciosos con las portadas de los libros a la vista, más fácil de encontrar para los peques, pero también ocupan muchísimo más espacio y permiten menos libros. Lo encontramos poco práctico para guardar tanto libro y de esta forma Clàudia ya reconoce los libros por su lomo.

En la parte superior aprovechamos para ubicar algunas cosas, como un bote con fotos de la familia que hicimos para la guarde, un calendario/reloj infantil, el famoso arcoiris de Grimm’s o unos muñecos como decoración, así como algunos libros más grandes que ahora veréis. En el mueble aprovechamos los dos huecos que nos quedan de momento para estas cajas de tela que encajan perfectamente y que compramos en Leroy Merlin. En una de ellas guardamos marionetas o muñecos relacionados con los libros que tenemos. En la otra guardamos los clásicos muñecos pequeños de goma y una bolsa de tela con coches y demás vehículos.

Pero vamos a los libros, el centro de este post, y os los enseño mejor en estas fotos:

dav

Estos son justo los que os mencionaba. Son libros de tamaño muy grande que no caben en los recuadros del mueble y que ubicamos justo encima y tumbados.

Os cuento ahora cómo organizamos los libros en los recuadros… Sé que se recomienda muchas veces ordenarlos por el color del lomo, para que al peque le resulte más fácil guardarlos después, pero a veces somos papi o yo los que cogemos los libros y, la verdad…, yo no me acuerdo del color de cada libro como para buscarlo así. Los guardamos por temas o tipos de libros y Clàudia se ha acostumbrado también a este orden, así que no suele tener problemas para ubicar el libro que busca.

dav

En la foto de arriba, los dos primeros recuadros. En el primero hay libros con solapas o ventanas y libros tipo pop-up. En el segundo recuadro, libros relacionados con hábitos diarios (alimentación, operación pañal, etc.) y alguno más sobre el cuerpo humano, emociones o similar; al lado hay libros relacionados con las estaciones del año o tradiciones, festividades…, y al final algunos libros de arte infantiles de los que tengo pendiente hablaros algún día (mi amiga Eva es historiadora del arte y le va regalando  a Clàudia algunos libros muy chulos para transmitirle su pasión :P).

dav

De nuevo en la foto de arriba dos recuadros más. En el primero de ellos, libros con sonidos o de canciones. Les siguen libros juego o interactivos, incluso con piezas para sacar, preguntas…, y algunos libros de una colección sobre animales de la selva. En el segundo recuadro, guardamos libros para aprender palabras, colores, números…

dav

Estos son los dos últimos recuadros y en los que guardamos los “cuentos para contar”, como papi y yo los llamamos, los ideales para antes de ir a dormir. Tratan temas varios pero todos son historias, relatos…, los que más relajan a Clàudia. En el primero hay libros Disney o de películas del estilo, además de nuestras pequeñas colecciones: los libros del entrañable elefante Elmer, los del famoso Grúfalo y los escritos e ilustrados por Anna Llenas, una de nuestras favoritas. En el segundo recuadro, otros varios y sobre mil cosas, pero todos contienen historias o cuentos.

Además de este mueble librería ubicado en la habitación de juegos, hay otros rincones con libros en su propia habitación, donde está su cama (más bien litera, que Clàudia compartirá con su hermana Aitana), su armario…

dav

Este es un rincón al lado de la litera, una caja de madera con ruedas que nos incita a dormir y a tener dulces sueños con su mensaje ‘Dream big’. Y que no falte la nube sonriente… Ya os dije en el anterior post que las nubes se habían convertido en el tema central de esta habitación. En la caja guardamos la muñeca Little Bunny, con ese gesto dormido, y los libros que hablan de dormir o pensados para ese momento.

Y aquí el estante ubicado a los pies de la cama de Clàudia:

dav

Pretendíamos que esta habitación fuera más relajante, pensada para ir a dormir. Ya la habitación de juegos está para lo demás… Y esta es la decoración en la parte de arriba, donde duerme Clàudia. En los pies de la cama colgamos este estante de Ikea (se vende en color madera y papi lo pintó de blanco) para dejar los libros que hemos leído esa noche y no tener que subir, bajar… de la litera. Aun así, hay alguno que siempre está allí fijo, como los que hayamos incorporado más recientemente o el que veis en la foto, ‘La meva petita habitació’ (‘Mi pequeña habitación’). Esta habitación es muy pequeña y este libro habla precisamente de las cosas bonitas que podemos hacer en una habitación pequeña :).

Y no podía faltar el letrero que veis más arriba, con el juego de palabras ‘Leer da sueños’. Es de Hada Darabita y me encantó en cuanto lo vi hace ya muuucho tiempo. Lo compré y lo tenía guardado en el trastero hasta que llegara el momento de arreglar esta habitación. La guirnalda de bolas de luz a un lado la compramos en Tutete y está colgada del armario.

dav

Y por último… uno de los rincones más especiales:

mde

Esta es la que será la cama de Aitana, la de abajo en la litera, con una mantita, cojines, una caja de tela llena de sonajeros y muñecos de tela… y estos libros tan especiales. Son libros que hablan de un bebé dentro de mamá, de futuros hermanitos… Pronto os hablaré de ellos en un post especial este mes ;). Clàudia sabe que estos libros hablan de su hermana Aitana y este es el rincón para ella.

Y hasta aquí el cómo guardamos los libros infantiles en esta casa. Espero que os haya gustado y que hayáis podido coger ideas si andáis pensando en crear rincones parecidos. ¡Contadme vuestras impresiones! Y como os decía… si algún libro os llamó la atención no dudéis en preguntarme para que os lo enseñe con más detalle en otro post. Si no falla nada… el próximo lunes empezamos dos semanas dedicadas a los libros, recomendaciones para el Día del Libro :). ¡No faltéis!

2 comentarios en “La biblioteca de Clàudia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s